Alicia Bárcena llama a garantizar el acceso a la información para alcanzar igualdad de derechos y afirmar la plena ciudadanía*

img

El acceso a la información con plenitud es una respuesta clara para garantizar la igualdad de derechos, afirmar la plena ciudadanía y abreviar las brechas de desigualdad en recursos materiales y simbólicos, afirmó hoy Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), durante la inauguración del Encuentro Nacional de Gobierno Abierto de Chile.

La actividad, organizada por el Gobierno de Chile a través del Ministerio Secretaría General de la Presidencia, y la CEPAL, por intermedio de su Instituto Latinoamericano y del Caribe de Planificación Económica y Social (ILPES), fue inaugurada por Alicia Bárcena; Silvia Rucks, Coordinadora Residente del Sistema de las Naciones Unidas en Chile y Representante del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD); y Francisco Silva, Director subrogante del Servicio Civil de Chile.

Participaron también Raúl Ferrada, Director General del Consejo para la Transparencia de Chile; Juan Manuel Sánchez, Director General de Obras Públicas de Chile, además de representantes del sector privado, de la academia y de la sociedad civil.

Durante la inauguración del encuentro, la máxima representante del organismo regional de las Naciones Unidas y Embajadora de la Alianza para el Gobierno Abierto, afirmó que “el que la ciudadanía forme parte activa de la agenda pública es muy importante para ejercer a plenitud los derechos políticos, sociales, civiles y los derechos económicos”.

“Esto nos parece aún más relevante hoy, cuando estamos viviendo de manera preocupante el debilitamiento del multilateralismo, el aumento del proteccionismo e incluso la controversia entre los que se sienten perdedores y los que se sienten ganadores de la globalización. Por ello debemos garantizar el acceso a la información que permita a la ciudadanía sentirse parte, sentirse partícipe de lo que está ocurriendo en el mundo”, afirmó.

La alta funcionaria de las Naciones Unidas agregó que la CEPAL trabaja por encarar la cultura de los privilegios, garantizar la igualdad de los derechos y afirmar la plena ciudadanía. Por ello, dijo, “vemos con satisfacción el posicionamiento que ha tenido el paradigma de gobierno abierto en la agenda internacional como una respuesta vigorosa a los desafíos del avance en transparencia, acceso a la información pública, rendición de cuentas, ética e integridad pública”.

Recordó que la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible sostiene, como uno de sus principales desafíos, el configurar un nuevo marco de gobernanza pública y una renovada arquitectura estatal que garantice que, de acuerdo con el Objetivo 16, se puedan promover sociedades pacíficas e inclusivas para el desarrollo sostenible, facilitar el acceso a la justicia para todos y crear instituciones eficaces, responsables e inclusivas a todos los niveles.

La Secretaria Ejecutiva de la CEPAL destacó la importancia de la Alianza para el Gobierno Abierto, “un esfuerzo que busca mejorar la calidad de la política, de los servicios públicos, y poner al servicio de la ciudadanía y de todo el público interesado –por cierto del sector privado-, un acceso pleno a la información”.

Señaló además la relevancia de avanzar hacia un Estado abierto, que permita que las otras instancias, legislativas y judiciales, se sumen a la estrategia de apertura y transparencia.

Bárcena valoró el compromiso de Chile por avanzar en la consolidación de una política de Estado para el gobierno abierto. Recordó que el país se incorporó a la Alianza en 2012, durante el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera (2010-2014), y continuó su trabajo en el segundo Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet (2014-2018), durante el cual se presentó el Plan de Acción de Gobierno Abierto 2016-2018.

Silvia Rucks, por su parte, destacó la importancia de profundizar en las políticas de gobierno abierto para “mejorar la calidad de los servicios y, por tanto, mejorar la calidad de vida de los ciudadanos y las ciudadanas”.

Rucks reiteró además el compromiso del PNUD para continuar apoyando a Chile como observador de la Mesa de Gobierno Abierto y añadió que es fundamental continuar con el trabajo conjunto, participando y contribuyendo en instancias de diálogo permanente entre los diferentes actores, con el propósito de seguir fortaleciendo la colaboración multisectorial”.

Francisco Silva, en tanto, subrayó que los lineamientos de la Alianza para el Gobierno abierto, “nos han entregado luces importantes acerca de cómo podemos mejorar el diseño y la ejecución de las políticas públicas con un impacto claro en el fin de la desigualdad y el abuso como problemas estructurales de nuestra región, políticas que ayuden a contribuir al cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible”.

Agregó que “no hay gobierno abierto donde no hay democracia, donde no existe libertad de expresión, de información, donde las instancias de control público se encuentran cercenadas”, y destacó que la labor de  las instituciones públicas debe estar siempre orientada hacia el ciudadano, a mejorar la confianza con bienes y servicios públicos bien informados, oportunos y de calidad.

El Encuentro Nacional de Gobierno Abierto incluyó también la presentación de los avances de los compromisos del Plan de Acción de Gobierno Abierto 2016-2018 de Chile, así como sus desafíos de cara a la planificación 2018-2020.

Durante la jornada se lanzó el portal GEO MOP, sobre información georreferenciada para la transparencia.

Abre el debate

Deja un comentario